Fondo chileno acuerda compra del 33% de dueña de Vespucio Norte y Túnel San Cristóbal

Economía y Negocios / 12-01-2019
Frontal Trust, liderada por Andrés Echeverría, pactó adquisición mediante su vehículo de inversión Alpha:

Tras convenir con la canadiense Brookfield la adquisición de un tercio de la matriz de dichas concesiones,

El primer fondo de inversión chileno dueño de la propiedad de una autopista urbana del país. En eso se convertirá Alpha, el vehículo de inversión administrado por Frontal Trust, firma presidida por Andrés Echeverría, exgerente general de BiceCorp.

Esto, porque Frontal Trust, en representación de Alpha, celebró con el fondo canadiense Brookfield un acuerdo para adquirir hasta el 33% de las acciones que la empresa norteamericana posee en las sociedades concesionarias Vespucio Norte y Túnel San Cristóbal.

El valor de la transacción, que está sujeta a condiciones que se deben cumplir en un plazo de 90 días, se desconoce y si bien el pacto es por hasta el 33%, lo más probable es que se concrete por esa porción. En la prensa se informó hace unos meses que Brookfield podría recaudar entre US$ 800 millones y US$ 1.000 millones por el 50% de esas dos concesiones viales.

Hasta hace poco, en la industria local de las concesiones daban casi por hecho que la firma italiana Atlantia, que en Chile está en la propiedad de la autopista Costanera Norte, realizaría una oferta por Vespucio Norte y el Túnel San Cristóbal. Esa propuesta, añadían las fuentes, sería por el control de esas concesiones. Pero, fue el fondo Alpha de Frontal Trust el que se adjudicó un tercio de la propiedad de esas carreteras urbanas que conectan las zonas norte y poniente de la capital con el sector oriente.

Frontal Trust invierte en cuatro grandes áreas: inmobiliaria, private equity, deuda privada e infraestructura. Entre las razones de la administradora de fondos para comprar dichas autopistas -señalan fuentes del rubro- estaría la confianza en el modelo de concesiones, cuya certeza jurídica tiene un estándar superior al de países de la región. Asimismo, la firma habría analizado que el país requiere de mayor infraestructura, siendo ello una oportunidad de inversión para los privados.

Los aportantes del fondo Alpha serían una mezcla entre inversionistas institucionales y personas o familias de alto patrimonio.

Qué adquirió

Vespucio Norte es una autopista concesionada de 28,5 kilómetros de longitud, cuyo contrato con el fisco culmina en 2033. Se extiende entre avenida El Salto por el oriente y la Ruta 78 por el poniente, y su área de influencia son las comunas de Huechuraba, Recoleta, Conchalí, Quilicura, Renca, Cerro Navia, Pudahuel y Maipú.

Entre enero y septiembre de 2018, Vespucio Norteregistró ingresos por $72.381 millones, lo que representó un alza de 9,6% anual. Sus utilidades, en tanto, alcanzaron los $17.657 millones en igual lapso, subiendo 11,2%.

En los nueve primeros meses del año pasado, Vespucio Norte registró 220,7 millones de transacciones vehiculares o tránsitos detectados por los pórticos. Esta concesionaria ha impulsado la construcción de una cuarta pista, en ambos sentidos, en una zona de aproximadamente seis kilómetros de esta carretera que une a las rutas 78 y 68, las que conectan Santiago con San Antonio y Valparaíso, respectivamente. El proyecto rondaría los US$ 180 millones.

Túnel San Cristóbal, en tanto, cuya concesión comenzó en 2005, considera una extensión aproximada de cuatro kilómetros, de los cuales 1,8 corresponden a obra subterránea. Conecta por el norte con el sector de El Salto y por el sur con la intersección de avenida Los Conquistadores (Providencia), la autopista Costanera Norte y con el Puente Lo Saldes hacia Av. Kennedy.

EN 2017, LA CANADIENSE BROOKFIELD VENDIÓ EN US$ 1.300 MILLONES SU 27,7% DE PARTICIPACIÓN EN TRANSELEC A CHINA SOUTHERN POWER GRID INTERNATIONAL.

RECUADRO

32,5 kilómetros suman las concesionarias Vespucio Norte (28,5 km) y Túnel San Cristóbal (4 km).

11,2% anual aumentaron las utilidades de Vespucio Norte entre enero y septiembre de 2018, las que alcanzaron $17.657 millones.

50% era lo que el mercado esperaba se vendiera de los activos de Brookfield, por los que se estimaba recibiría entre US$ 800 millones a US$ 1.000 millones.